Comunidad de artes marciales y afines
 
Home  ÍndiceÍndice  FAQFAQ  Blog  Buscar  Registrarse  Conectarse  
Comparte | 
 

 METATARSALGIAS (dolor en la planta del pie al caminar o correr)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
proyectoderecho
Aprendiz
Aprendiz


Frase: Usuario
Cantidad de envíos: 142
Localización: Capital Federal. Buenos Aires, Argentina
Fecha de inscripción: 10/09/2010

MensajeTema: METATARSALGIAS (dolor en la planta del pie al caminar o correr)   Jue Mar 10, 2011 6:19 pm




METATARSALGIAS

Metatarsalgia es el término usado para describir una condición dolorosa en la región del metatarso del pie, justo antes de los dedos. Las cabezas de los metatarsianos pueden inflamarse por diferentes causas y provocan un dolor que se intensifica al caminar o apoyar dicha zona del pie.

La metatarsalgia por sobrecarga es un problema frecuente en corredores que se produce como consecuencia del uso excesivo que se da a esta zona del pie, la cual debe soportar reiteradas veces el peso del cuerpo en cada zancada, despegue o salto.

Por supuesto, además de ser una dolencia deportiva, puede presentarse por otras causas en individuos no deportistas, por ejemplo, en las mujeres puede desarrollarse debido a excesivo uso de tacones altos que desplaza la presión de todo el pie hacia los metatarsos.

En el caso de los atletas, la presión excesiva y reiterada puede conducir a su aparición ya que la parte delantera del pie es la que absorbe la fuerza del cuerpo al correr. Pero también, el riesgo de sufrir metatarsalgia se eleva si se poseen problemas previos tales como dedo en martillo o arco muy alto del pie.

Asimismo, el uso de un calzado inadecuado o muy desgastado, puede provocar esta condición dolorosa al no amortizar el impacto del pie sobre la superficie y desviando mayor presión a los metatarsos.

Para prevenir la metatarsalgia es necesario evitar el uso repetitivo de dicha zona, para lo cual será apropiado variar la actividad y el entrenamiento. Además, es importante no usar calzado muy estrecho ni con poco soporte y relleno que reduzca el impacto, sino que será apropiado buscar zapatillas acolchonadas, con suela apropiada para correr.

Por supuesto, siempre es importante acudir a un especialista que detecte y trate adecuadamente problemas anteriores en los pies, de manera de prevenir las consecuencias de éstos cuando ejercitamos.

La metarsalgia por sobrecarga es muy frecuente en corredores así como en deportes que implican saltos tales como fútbol, béisbol, baloncesto, pero es poco común en natación o ciclismo, donde no se ejerce presión sobre la parte delantera del pie.

Para prevenir este tipo de lesiones por sobrecarga, siempre debemos recordar que es fundamental descansar así como variar para no caer en el sobreuso de una misma parte corporal.

Afortunadamente, la metatarsalgia por sobrecarga se resuelve facilmente con reposo y antiinflamatorios, pero recordemos que siempre es mejor prevenir que curar y descansar obligatoriamente.

La metatarsalgia es un problema muy común que afecta por lo general solamente la parte inferior del pulpejo del pie. En ocasiones habrá algunos síntomas en la parte superior del antepié, cerca de donde los dedos se unen al pie, pero sólo después o al mismo tiempo con los síntomas en la parte inferior del pulpejo del pie.

Típicamente, la metatarsalgia afecta la parte inferior de la segunda articulación metatarsofalángica (donde el segundo dedo se une al pie). Sin embargo, cualquiera de los otros metatarsianos se puede afectar. En casos más inusuales, se puede afectar más de un metatarsiano en un pie. Cuando la metatarsalgia afecta la segunda articulación metatarsofalángica, algunas veces también se le llama “síndrome de estrés de la segunda metatarsofalángica”.

La causa principal de la metatarsalgia es una aplicación repetitiva de fuerza excesiva sobre una zona metatarsiana que sobre las demás. El segundo metatarsiano se afecta con más frecuencia, típicamente porque existe unos cuantos factores que pueden conducir a una fuerza excesiva en esa área de hueso/articulación.
Factores que pueden conducir a una metatarsalgia

* Un hueso metatarsiano más largo que los demás
* Hueso metatarsiano más bajo que los demás
* Primer metatarsiano adyacente inestable
* Hueso adyacente más alto que los demás (transferencia de carga)
* Dedo en martillo asociado
* Músculo de pantorrilla tenso
* Zapatos de tacón alto
* Zapatos con acolchonamiento inadecuado
* Sobrepeso
* Uso excesivo

El dolor se siente generalmente como un moretón profundo. A veces se sentirá como si hubiera una piedra por debajo del pulpejo del pie. Por lo general estos síntomas empeoran al caminar o estar de pie descalzo sobre una superficie dura o por un zapato con acolchonamiento inadecuado, y se sienten mejor con zapatos bien acolchonados. Al final de un día en que estuvo de pie y/o caminó considerablemente, el área puede latir un poco. Es usual tener un callo debajo del metatarsiano afectado.

Por lo general, el dolor se nota por primera vez en la parte inferior del pulpejo del pie y no hay inflamación. Cuando progresa, puede surgir una inflamación, con sensibilidad en la parte superior de la articulación. En algunos casos, se formará bursitis junto al metatarsiano. En casos todavía más avanzados, la cápsula y los ligamentos de la articulación, en la parte inferior de la articulación, pueden desgastarse y romperse, conduciendo a un desarrollo progresivo de un dedo en martillo.

El diagnóstico de la metatarsalgia generalmente se hace fácilmente con un historial cuidadoso y un examen físico. Usualmente las radiografías no ayudan para hacer el diagnóstico. Por lo general, no se requieren pruebas especiales, como exploraciones de hueso, MRI ni pruebas de laboratorio.

Los imitadores de la metatarsalgia incluyen al neuroma intermetatarsiano (llamado también neuroma de Morton), fracturas por estrés y artritis. Los neuromas se pueden diferenciar bastante bien con un examen. Las fracturas por estrés se pueden diferenciar por el dolor e inflamación ubicada más que todo sobre la parte superior del pie, así como con una exploración de huesos. La artritis usualmente tiene más dolor e inflamación en la parte superior de las articulaciones, y generalmente más de una articulación se ve involucrada.

El tratamiento no quirúrgico de la metatarsalgia puede ser bastante eficaz. Esta forma de tratamiento debe ser completa y continua hasta que se resuelva el dolor por lo menos durante 2 meses. En los casos donde no se responde al tratamiento no quirúrgico, se podría necesitar ya sea una alteración permanente del calzado, estilo de vida y actividades, o una corrección quirúrgica.
¿Qué puedo hacer por mi cuenta?

Debe usar al mismo tiempo todos los tratamientos que pueda, de los siguientes:

* Use zapatos adecuados; deben tener suficiente acolchonamiento. No debe usar tacones altos.
* Agregue una buena plantilla acolchonada al zapato. (Recomendamos las plantillas ProLab PreFab; las puede comprar en la Depot Store que se encuentra junto al Departamento de Cirugía de Tobillo y Pie).
* Cuídese usted mismo los callos o pida que se los recorten por una cuota por servicio. (Puede llevar a cabo el cuidado de los callos limando el área una vez a la semana con piedra pómez o con lima para callos, después de darse un baño de tina o de regadera. El cuidado de los callos no es un beneficio cubierto por el Plan de Salud de Kaiser Permanente).
* Haga ejercicios de estiramiento de la pantorrilla, de 30 a 60 segundos con cada pierna, por lo menos dos veces al día. (Póngase de pie a la distancia de su brazo de la pared, de frente a la pared. Inclínese hacia la pared, dando un paso al frente con una pierna y dejando la otra en su lugar. La pierna que se queda en su lugar es la que se estira. La pierna que se estira debe tener la rodilla recta (fija) y los dedos de los pies apuntando en línea recta a la pared. Estírese hacia adelante hasta que sienta la tensión en la pantorrilla. Sostenga la posición sin mecerse por un período de 30 a 60 segundos. Repita el estiramiento con la otra pierna).
* Modifique sus actividades. (Evite ponerse en cuclillas, pararse sobre las puntas de los pies, caminar cuesta abajo y usar tacones altos. Reduzca el tiempo que pasa de pie, caminando o haciendo ejercicio que aplique carga sobre el pulpejo del pie. Convierta el ejercicio de impacto en un ejercicio que no sea de impacto, como pasear en bicicleta, nadar y correr en una alberca, que son alternativas aceptables).
* Aplique hielo de 15 a 20 minutos en la zona que le duela, por lo menos dos a tres veces al día, especialmente en la noche. (Opción A: Llene con agua un vaso de papel o de icopor y congélelo. Desprenda el borde de arriba del vaso antes de aplicarlo. Dé masaje al área afectada de 15 a 20 minutos. Opción B: Descanse el área afectada sobre un paquete con hielo durante 15 a 20 minutos. Precaución: Evite el uso del hielo si tiene problemas de circulación o de sensación).
* Tome un medicamento oral antiinflamatorio. (Recomendamos el ibuprofeno, de venta libre. Tome tres tabletas de 200 mg tres veces al día con comida, a la hora del desayuno, almuerzo y cena. Para obtener el efecto antiinflamatorio adecuado, tiene que mantener este patrón de dosis por lo menos durante 10 días. Deje de tomar el medicamento si percibe efectos secundarios, que incluyen, entre otros: estómago revuelto, sarpullido, inflamación o cambio en el color de las heces. No tome ibuprofeno si toma alguno de los siguientes medicamentos: Coumadin, Plavix u otro medicamento antiinflamatorio oral recetado o de venta libre. No tome ibuprofeno si tiene alguno de los siguientes problemas de salud: enfermedades del riñón o insuficiencia renal, úlcera en el estómago o en el duodeno, diabetes mellitus, trastornos hemorrágicos).
* Si no responde al régimen anterior después de tres meses de aplicación, consulte a su médico.

¿Qué puede agregar mi médico?

* Remitirlo para que consiga aparatos ortóticos para el pie hechos a la medida. (Los aparatos ortóticos para el pie hechos a la medida no son un beneficio cubierto por el Plan de Salud de Kaiser Permanente. Sin embargo, están disponibles mediante el Departamento de Cirugía de Tobillo y Pie con una cuota por servicio).
* Agregar una extensión para el antepié de adecuación a su aparato ortótico (diseñada para hacer flotar o quitar peso al hueso metatarsiano).
* Agregar acolchonamientos para metatarso a las plantillas o aparatos ortóticos; también los puede comprar en la Depot Store al lado del Departamento de Cirugía de Tobillo y Pie.
* Enseñarle técnicas de entablillado o rellenado para que las pueda usar todos los días.
* Recetarle fisioterapia. (El ultrasonido y la terapia de corriente eléctrica interferencial pueden ser métodos útiles para reducir la inflamación).
* Darle inyecciones de cortisona. (La inyección de cortisona es un medio potente para reducir la inflamación y acelerar el proceso de recuperación. La cortisona no reemplaza la necesidad de usar zapatos de apoyo, aparatos ortóticos para el pie, estiramiento de las pantorrillas y otras medidas físicas. Los riesgos de las inyecciones de cortisona para metatarsalgia incluyen, entre otros: aumento de dolor dentro de las 24 a 72 horas después de la inyección, atrofia del cojinete graso, despigmentación de la parte superior del antepié, debilitamiento de los ligamentos adyacentes a la articulación con una posible dislocación del dedo, e infección. Los efectos secundarios sistémicos de este tipo de inyección ocurren muy rara vez).
* Ponerle un yeso (para descansar el área y permitirle que sane).
* Hacer una cirugía. (La cirugía podría involucrar diversos procedimientos, como la reparación del dedo en martillo y/o la osteotomía metatarsiana/reposicionamiento del hueso y/o cirugía de juanetes. La cirugía se realiza como paciente ambulatorio. Dependiendo del procedimiento que se requiera en realidad, tal vez se le permita usar el pie para caminar después de la cirugía, o tal vez no, y tal vez se requiera que le pongan un yeso, o tal vez no. La recuperación podría tomar de tres a seis meses. El índice de éxito es de aproximadamente 75%. Un 20% mejora, pero podría seguir teniendo algunas limitaciones de calzado o actividades. Cerca de 5% ni mejora ni empeora. Los riesgos incluyen, entre otros: infección, dolor recurrente o callos, transferencia del dolor o callo al metatarsiano adyacente, deformidad recurrente de dedo en martillo, clavos o herrajes rotos, curación tardía o no curación del hueso, lesión o compresión de un nervio, curación retrasada de la incisión, recuperación prolongada, alivio incompleto del dolor, no hay alivio del dolor, el dolor empeora, y limitaciones de circulación o pérdida de los dedos adyacentes).

Definición
La metatarsalgia con frecuencia afecta a los corredores y otros atletas que participan en deportes de gran impacto. Esto se debe a que el exceso de uso o abuso de la función de los pies .Cuando realizan carreras ó saltos ponen estrés adicional en los metatarsos. Las diferentes morfologías del pie son pueden aumentar la incidencia en las metatarsalgias.
Aunque por lo general no es grave, la metatarsalgia puede hacer que usted esté totalmente incapacitado. Afortunadamente, los tratamientos conservadores, como el hielo y el reposo a menudo pueden aliviar los síntomas. Y el calzado adecuado, con suela amortiguadora y que absorba impactos junto con las plantillas funcionales adecuadas, puede ser todo lo que necesita para prevenir o minimizar los problemas futuros.
Síntomas

El síntoma principal de metatarsalgia es un dolor en el antepié. El dolor puede ser agudo, crónico o con sensación de quemazón. Usted lo puede sentir en la zona que rodea el segundo, tercero y cuarto dedos de los pies o sólo cerca de su dedo gordo del pie.

Otros síntomas de metatarsalgia pueden incluir:

El dolor que empeora cuando se está un tiempo de pie, corriendo ó caminando y mejora con el reposo. Pinchazos en los dedos de los pies. Entumecimiento u hormigueo en los dedos de los pies. El dolor que empeora cuando flexionamos los pies. Una sensación en los pies como si está caminando sobre piedras. Aumento del dolor cuando se caminar descalzo, especialmente en una superficie dura

A veces estos síntomas aparecen de repente – especialmente si se ha aumentado recientemente su actividad deportiva ó diaria, pero lo más habitual es que la metatarsalgia aparezca tras meses de desarrollo.
Causas

En cada pie, hay normalmente cinco metatarsianos. El primer metatarsiano es más corto y más grueso que los otros cuatro huesos, que suelen ser similares en tamaño. Durante el empuje en la fase de despegue al caminar, correr o saltar, su peso corporal se transfiere a los dedos de los pies y a los metatarsianos. El primer y segundo metatarsiano soportan la peor parte de esta carga que genera una fuerza, que puede ser tanta como 275 por ciento de su peso corporal.

La mayoría de los metatarsianos desarrollan problemas cuando el impacto de carga a causa de la mecánica del pie afecta en la manera en que su peso se distribuye. Esto puede poner el exceso de presión en los metatarsos conduciendo a la inflamación y el dolor, especialmente en las cabezas metatarsales que articulan con los dedos de los pies.

A veces un solo factor puede conducir a la metatarsalgia. Pero lo más común es que varios factores actúen en su desarrollo:

* Exceso de actividad que aumenta la carga sobre los metatarsianos produciendo un estrés mecánico sobre los mismos. Los deportistas de élite ó que soportan grandes entrenamientos son propensos a desarrollar metatarsalgias debidas a la irritación crónica e inflamación.
* La morfología del pie. Un arco longitudinal interno elevado puede aumentar la presión sobre el metatarso. También una insuficiencia del primer radio por ser funcionalmente más corto que el segundo puede provocar la sobrecarga en el segundo metatarsiano, y por tanto la metatarsalgia.
* Dedos en martillo. Este problema puede aparecer cuando se usan tacones altos o zapatos demasiado cortos. Como resultado, uno de los dedos de sus pies – por lo general el segundo – planta flexiona la falange distal desequilibrando el soporte de la carga que ha de realizar el pie…
* Hallux Abductus Valgus. A veces la tendencia a desarrollar juanetes se hereda, pero el problema también puede dar lugar por el uso de tacones altos o calzado demasiado pequeño, alteraciones biomecánicas, iatrogenias post quirúrgicas…. El HAV produce insuficiencia en el primer radio, transfiriendo así una sobrecarga al resto de metatarsianos pudiendo producir la patología.
* El exceso de peso. Debido a que la mayoría del peso corporal se transfiere a la parte del antepié cuando caminamos o estamos un tiempo en bipedestación, el peso excesivo es soportado por los metatarsianos que padecen las altas presiones por el peso del cuerpo. A veces, perder peso reduce o elimina los síntomas de metatarsalgia.
* Calzado inadecuado. Tacones altos, que causan más peso para ser transferidos a la parte delantera del pie, son una de las causas más comunes de metatarsalgia en las mujeres.
* Fracturas de estrés. Pequeñas roturas en los metatarsos, dedos del pie o en cualquier hueso del pie, pueden ser dolorosas y hacen cambiar la forma fisiológica de apoyo del pie.
* La fibrosis perineural de Morton. Este crecimiento no canceroso del tejido fibroso se produce con mayor frecuencia entre la tercera y cuarta cabezas metatarsiano. Provoca síntomas que son similares a metatarsalgia y también puede contribuir al estrés metatarsiano. La fibrosis perineural de Morton a menudo es el resultado de usar calzado inadecuado aumenta las presiones entre los dedos del pie.
* Envejecimiento. A medida que envejecemos, la almohadilla grasa que protegen las cabezas metatarsales, van perdiendo agua y colágeno haciéndose más delgada y dejando los metatarsianos más susceptibles a las lesiones.

Los factores de riesgo:

Casi cualquiera puede desarrollar metatarsalgia, pero se está en mayor riesgo si:

* Participar deportes que requieren grandes impactos en los pies. La metatarsalgia es más probable si se es un corredor o participar en otros deportes que involucran correr o saltar, como fútbol, tenis, béisbol, fútbol o baloncesto. La natación y el ciclismo, que no ejerza presión sobre el antepié, no es probable que provoque metatarsalgia.
* Usar tacones altos o zapatos que no se ajustan adecuadamente. Los tacones altos producen la transferencia de peso extra en la parte delantera de su pie, y los zapatos que son demasiado apretados pueden comprimir los dedos de sus pies. El uso de zapatos deportivos que no están bien acolchados o que no son adecuados para un determinado deporte – por ejemplo, jugar al baloncesto en zapatillas de tenis – también puede poner el pie en riesgo de padecer metatarsalgia.
* Sobrepeso. Kilos de más, aumentan la presión sobre los metatarsos.
* Alteraciones funcionales en el pie como pie cavo, metatarso primus minus, dedos en garra, en martillo, fibrosis perineural de Morton, artritis, gota. Estas patologías asociadas, pueden causar dolor e inflamación que modifican la forma de apoyar el pie al durante la marcha y alteran la distribución normal del peso en los pies.
Cuando acudir al podólogo

No todos los problemas en los pies necesitan atención podológica. A veces el dolor de pies se produce tras un largo día de pie ó una dura sesión de ejercicio que con el simple descanso habitual desaparece. Pero es mejor no hacer caso omiso de cualquier dolo de pies que dure más de unos pocos días. Consulte a su podólogo si usted experimenta un dolor quemante en parte inferior de su antepié que no mejora después de cambiar sus zapatos y la modificación de sus actividades.
Pruebas y diagnóstico

Varios problemas en los pies pueden causar síntomas similares a los de metatarsalgia. Para ayudar a identificar la fuente de su dolor, el podólogo ha de hacer una exploración clínica completa de los pies y realizar una anamnesis exhaustiva sobe el estilo de vida y nivel de actividad. Es posible que necesite una radiografía para identificar o descartar una fractura de estrés u otros problemas en los pies

Complicaciones

Si no se trata, metatarsalgia puede conducir a:

* Los daños causados a los ligamentos en el pie
* Dolor en otras partes del mismo o del otro pie
* Problemas en los dedos (garra, luxaciones….)
* Rigidez crónica
* Pérdida de amplitud de movimiento

En algunos casos, la metatarsalgia puede contribuir a una situación conocida como necrosis avascular – la muerte del tejido óseo debido a la falta de suministro de sangre. Sin tratamiento, los huesos afectados pueden derrumbarse.

Los tratamientos

Las medidas conservadoras por lo general suelen aliviar el dolor de la metatarsalgia.

* Reposo: Protege tu pie de un mayor perjuicio. Es posible que se tenga que evitar su deporte favorito durante un tiempo, pero puede sustituirlo por actividades de bajo impacto en el antepié, tales como la natación y el ciclismo. Realizar estiramientos y calentamientos adecuados antes de la actividad deportiva y no superar nuestro límite de fatiga.
* El hielo la zona afectada. Aplique bolsas de hielo a la zona afectada durante 15 a 20 minutos, varias veces al día. Para proteger su piel, es aconsejable envolver el hielo en una toalla fina u otro tejido que evite las quemaduras.
* Analgésicos del tipo AINES como calmantes para reducir el dolor agudo y la inflamación.
* Usar calzado adecuado. El podólogo puede recomendar un zapato que sea especialmente adecuado para los pies, y específico para cada deporte.
* Ortesis funcionales personalizadas que distribuyan correctamente las cargas en el pie.- a menudo de corcho, plástico, resinas, caucho y descargas de materiales amortiguadores tipo poron son a menudo la solución a los dolores en el antepié ya que ayudan a amortiguar choques.

En caso de tratamientos conservadores fracasen, la cirugía para re alinear el hueso metatarsiano – especialmente si se tiene una deformidad como el HAV – puede ser una opción.

Prevención

• Seleccionar el calzado adecuado. El uso de tacones altos o zapatos demasiado pequeños, pueden sentar las bases para una serie de problemas en los pies, incluyendo metatarsalgia. Lo mismo puede decirse de zapatos que no ofrecen el suficiente apoyo y amortiguación. Busque los zapatos con puntera ancha, horma recta y con la altura adecuada de tacón (unos 2 cm), que redistribuyen el peso en la parte posterior del pie.
• Considere la posibilidad de plantillas funcionales con la amortiguación y descargas adecuadas. Las ortesis pueden ayudar a prevenir el dolor de metatarsalgia, distribuyendo las cargas correctamente, así como aliviar el dolor cuando se desarrolla.
• Mantener un peso saludable. Mantener el peso dentro de un rango saludable evitará metatarsalgias mecánicas en sus pies.
•Evitar las sobrecargas en el antepié por un exceso de actividad en la medida en que sea evitable.

Bibliografía:
1. Hsi WL, Kang JH, Lai JS. Distribution of plantar pressure on the second metatarsal head during walking. J Formos Med Assoc. 2004;103:540–545.

2. Mann RA. Metatarsalgia. Common causes and conservative treatment. Postgrad Med. 1984;75:150–8. 163.

3. Wu KK. Morton neuroma and metatarsalgia. Curr Opin Rheumatol. 2000;12:131–142. doi: 10.1097/00002281-200003000-0000.

4. Eppes SC. Diagnosis, treatment, and prevention of Lyme disease in children. Paediatr Drugs. 2003;5:363–72

5. G. Pasero, P. Marson.Filippo Civinini (1805-1844) and the discovery of plantar neuroma. Reumatismo, 2006; 58(4):319-322
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
fertkdwtf
Practicante
Practicante


Frase: Yo soy Yo
Tú eres Tú.
Yo no estoy en este mundo para cumplir tus expectativas
Tú no estás en este mundo para cumplir las mías.
Tú eres Tú
Yo soy Yo.
Si en algún momento o en algún punto nos encontramos
Será maravilloso
Si no, no puede remediarse.
Falto de amor a Mí mismo
Cuando en el intento de complacerte me traiciono.
Falto de amor a Ti
Cuando intento que seas como yo quiero
En vez de aceptarte como realmente eres.
Tú eres Tú y Yo soy Yo.

Fritz Perls

Femenino Cantidad de envíos: 9480
Localización: Parada en el medio de la vida... ;)
Humor: Sólo si me causa gracia...
Fecha de inscripción: 03/11/2008

MensajeTema: Re: METATARSALGIAS (dolor en la planta del pie al caminar o correr)   Jue Mar 10, 2011 7:57 pm

... y como dueleee!!!...

_________________
Fer

Dime de que alardeas y te diré de que careces...

http://lasabona.com.ar/
http://www.ciat.com.ar/

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
 

METATARSALGIAS (dolor en la planta del pie al caminar o correr)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
El Quinto Anillo ::  :: -